Causa Adhemar en Córdoba : condenaron por encubrimiento al expolicía custodio de Bacchiani

0
39

Fernando Ariel Gorosito el expolicía que trabajaba como custodio de la firma Adhemar, fue condenado a dos años y medio de prisión en suspenso.
Así lo dispuso el juez Carlos Palacio Laje, luego de un juicio abreviado que se resolvió apenas 15 días después de que el expediente arribara a la Cámara 10ª del Crimen.

Según la acusación, Gorocito, quien es oficial retirado de la Policía de Córdoba, procuró ayudar a Edgar Adhemar Bacchiani a eludir la investigación que se le sigue por estafar a ahorristas con un esquema piramidal. Gorocito fue penado por contribuir a modificar y ocultar elementos de prueba contundentes para dilucidar los hechos que se investigan en esa causa.

LOS HECHOS

La Justicia determinó que en los días previos a los allanamientos a la sede de Adhemar Capital, ocurridos en marzo pasado, Gorocito fue contactado por Edgar Adhemar Bacchiani. El empresario le solicitó que ocultara pruebas relativas a las maniobras de su empresa. En consecuencia, Gorocito le ordenó a empleados de la firma que se deshicieran de documentación referida a clientes, que eliminaran registros de comunicaciones y modificaran falsamente sus futuras declaraciones testimoniales.

También le indicó a una empleada que probablemente habría un allanamiento en la sede de la empresa, ubicada en Tejeda al 4.000 del barrio Cerro de las Rosas, y que todos debían tener el mismo discurso y debían colaborar. A otra empleada le ordenó que dejara el celular corporativo de la empresa en la casa de una amiga, y al resto de los empleados les dijo que si había un allanamiento no dijeran que habían sacado las computadoras de la empresa.

Por estos hechos, la fiscal de Instrucción de Delitos Complejos del 2º turno, Valeria Rissi, pidió el enjuiciamiento de Gorocito por incurrir en el delito de encubrimiento agravado, tipificado en el artículo 227 del Código Penal de la Nación.

El delito de encubrimiento tiene una escala penal de seis meses a tres años de prisión, pero en el caso de tratarse de funcionarios públicos, la escala penal se duplica. De este modo se agravó la pena de Gorocito que, si bien era policía retirado, cumplía funciones de agente adicional en la financiera.

LAS CONDICIONES

Gorocito fue condenado, pero al dictarse una pena menor a tres años, su cumplimiento será en libertad condicional. De este modo, el expolicía, que venía cumpliendo prisión preventiva, recuperó la libertad, pero se establecieron algunas condiciones para que no sea nuevamente detenido.

Gorocito deberá fijar domicilio y no podrá mudarse de allí sin previa comunicación a la Justicia, deberá solicitar autorización antes de ausentarse de esa residencia por intervalo mayor a quince días corridos y estará sometido al cuidado del Patronato de Presos y Liberados.

El condenado también deberá realizar tareas comunitarias, y realizar capacitaciones laborales, pero fundamentalmente no podrá tener ningún contacto con Edgar Ahemar Bacchiani ni con cualquier otro imputado en la causa.

Fuente: La Voz

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here